“Lo ideal en una campaña es que los medios de comunicación puedan diferenciar entre la sección editorial y la sección informativa”

Percy Medina es secretario general de la Asociación Civil Transparencia, la cual se encarga de observar los procesos electorales y organizar debates entre los candidatos. Es egresado de la Maestría de Ciencia Política y Gobierno y Bachiller en Derecho de la Pontificia Universidad Política del Perú. Ha integrado misiones internacionales de observación electoral en cuatro continentes.

¿A pocos días de las elecciones regionales y municipales, cómo evalúa la cobertura informativa de los medios de comunicación en este proceso electoral?

Como sabemos, los medios de comunicación son actores fundamentales en un proceso electoral para difundir las propuestas y también para que la gente se informe y acceda a una deliberación con relación a las ideas de los candidatos.

En esta elección han tenido un papel importante para mostrar a los candidatos, pero no han logrado ser espacios objetivos para transmitir las propuestas y guardar un cierto equilibrio entre las distintas posiciones. Aunque algunos lo han intentado, la mayoría de medios se han parcializado y han tenido una opción política clara para apoyar o atacar a algún candidato. Lamentablemente eso no colabora con que la gente tenga información  objetiva. Es verdad que en un escenario como el que tenemos al haber muchos medios de comunicación y al haber pluralismo informativo unos se equilibran con otros. Creo que lo ideal en una campaña es que los medios de comunicación puedan diferenciar entre la sección editorial en la cual pueden decir lo que piensan y apoyar eventualmente a un candidato, y la sección informativa, que debe tratar de ser más equilibrada y objetiva con todos los candidatos y con sus propuestas

¿Más allá de la naturaleza de cada medio (radio, televisión, diarios y los blogs, que han jugado un papel muy importante a comparación del 2006), cree que alguno de ellos ha jugado un papel especial o transcendental en este proceso?

Las redes sociales y los blogs son la novedad en la comunicación. Albergan sobre todo la opinión independiente de personas que no acceden o que no pueden hacerlo a los medios de comunicación tradicionales, pero que formulan opinión, dialogan con sus propios lectores y animan espacios interactivos, que es la naturaleza de los blogs y las redes sociales. Me parece que ninguno ha llegado a destacar como un ámbito que se disputa especialmente o no han trascendido así. A pesar de que muchos de ellos están bastante consolidados y tienen seguidores bastante articulados, todavía estamos en un periodo de crecimiento de adaptación en relación con esta nueva realidad.

Existen algunos candidatos con una fuerte presencia en las redes sociales. ¿Cree que esto se refleje el día de la votación o son simplemente “la novedad”?

Creo que todavía estamos lejos de decir que los nuevos medios sean preponderantes. Todavía los medios tradicionales y en especial la televisión siguen jugando el papel estelar en los procesos electorales. Si bien algunos candidatos han empezado a usar redes sociales, tampoco han desarrollado suficientemente estrategias que les permitan posicionarse en esos medios sin recurrir los medios de comunicación tradicionales

¿Cree que la mayor presencia de las candidatas que lideran las encuestas en la televisión ha polarizado esta campaña y se han desplazado los demás candidatos?

La polarización ha sido generada por distintos factores. Los medios son uno sin duda, pero también las estrategias de las candidatas, de sus comandos de campaña y ciertamente la circunstancias políticas que han rodeado esta elección. No olvidemos que hace pocas semanas una de las candidatas tenía 4% según las encuestas y quienes disputaban la alcaldía eran Lourdes Flores y Kouri, pero la tacha, esta circunstancia no prevista, generó un reacomodo de los actores que ha terminado conduciendo a este escenario que tenemos por delante.

¿Cómo una mayor exposición mediática hubiera beneficiado a los candidatos rezagados?

Un elemento fundamental para que se produzca el fenómeno de identificación de un votante es el conocimiento. Si a un candidato no se le conoce no se puede votar por él y ciertamente los medios de comunicación han jugado un papel. Al inicio de la campaña  Susana Villarán era menos conocida. De pronto, una serie de hechos de carácter mediático la catapultaron para ser conocida. Otros candidatos tampoco eran conocidos y  probablemente la prensa les fue esquiva. Con mayor exposición mediática podrían haber tenido mejor suerte, pero, pasado el tiempo, también se han  ido exponiendo a los medios y todos han tenido cierta cobertura y hoy su suerte electoral no está vinculada directamente con la falta de cobertura mediática. Todos ya tienen cobertura, ya se les conoce, solo que algunos no han disfrutado del favor de la gente y por lo tanto están en el nivel que están.

¿Se destacan los planes de gobierno o lo circunstancial como los insultos y la “guerra sucia”? ¿Eso es responsabilidad del medio, de los candidatos o de los usuarios?

De los tres, es responsabilidad de todos. Hicimos un monitoreo de medios en el proceso electoral del 2006 y encontramos que 2/3 de la cobertura era básicamente de los incidentes y menos de un tercio era sobre asuntos programáticos, las propuestas y planes de gobierno es menos del 10%. Sin embargo, no solo es asunto de los medios de comunicación, no es que no quieran. En general, la agenda tiende a girar alrededor de algunos aspectos que generan rating o lectoría. Entonces, nadie se pude resistir a esa seducción.

Hay temas que aparecen o son seguidos por los medios con más interés que otros porque van a generar más sintonía. Los seguidores de noticias empujan al medio a poner determinados contenidos y los candidatos se ven de alguna manera forzados a ello. Es evidente que el baile de Lourdes Flores o la polca de Susana Villarán han sido insumos mediáticos importantes, que han tenido mucha expectativa y mucho rating. Al ciudadano le va a gustar eso. El medio, como sabe que le gusta al usuario, lo busca y lo pone. Como el candidato sabe que eso le da cobertura y apertura a los medios, comparte esa estrategia y se suma. En esta campaña, quienes no han bailado, han cantado, se han disfrazado de personajes o se han paseado en una combi o han aprovechado sus apodos.

¿Usted cree que habrán cambios sustanciales esta última semana o se mantendrán las cifras? ¿Qué deben hacer las candidatas para preservar o cambiar las cifras?

No puedo hacer análisis político por mi papel de observador electoral, pero a lo que aspiraría como ciudadano o representante de Transparencia es que esta recta final sea un espacio en que la guerra sucia se guarde en el bolsillo y se haga fair play, juego limpio; que permita que la ciudadanía compare mejor. Que no compare las caricaturas de los personajes sino que compare las propuestas reales que hay detrás de las candidatas o candidatos y que a partir de eso tenga un voto consciente. Pero no sobre la base de la calumnia, la difamación, el chuponeo, la guerra sucia, la injuria, los apodos; sino a partir de una evaluación, qué plantea cada quien, qué equipos tiene,  porque eso va a garantizar que sea un voto consciente.

¿Como elector, está satisfecho con la información que ha recibido en este proceso electoral?

Creo que tenemos más información que antes. El que se obligue a los candidatos  a presentar su plan de gobierno y hoja de vida permite que quienes estamos interesados en esta información a que la revisemos. Lo que ocurre es que muy pocas personas leen los planes de gobierno, las hojas de vida… yo diría que casi nadie. Hay otras herramientas que ayudan. Nosotros sacamos una herramienta interactiva que se llama Vota Bien Lima, tiene información que han puesto los propios candidatos, quienes responden las preguntas que establece la ciudadanía. Ha tenido mucho éxito, hasta ahora tiene 18 mil visitas.

La gente que se anima a entrar y preguntar, a entender lo que se le plantea, no siempre es mucha y la gente que ingresa a ver los planes de gobierno o los documentos oficiales es muchísima menos, son documentos difíciles y es importante que haya información suficiente. Por ello, creamos esta plataforma y a partir de esto he encontrado cosas interesantes, si me he informado es a través de esta plataforma.

¿Actualmente hay más información que antes, esto se debe a que la estrategia informativa de los medios ha cambiado en sí o porque la gente está más interesada en conocer lo que dicen los candidatos?

Primero, hay normas que fomentan que haya más información a disposición de la gente. Antes no era obligatorio entregar hoja de vida ni plan de gobierno, eso es un avance. Nosotros promovimos esa reforma legal y ahora es una obligación, eso ya es un punto. Además, Internet permite acceder al conocimiento que antes era imposible, antes la gente se informaba solo por el periódico. Hoy uno encuentra la información a  un clic de distancia y hay mucha más disponible y digerida de lo que estaba antes. Eso también ayuda a que el ciudadano tenga una mejor opinión acerca de los planes y propuestas de cada uno de los candidatos.

¿Qué sugerencia formularía para que los medios busquen otros mecanismos de información en las elecciones para que el voto sea reflexivo y no tan emotivo?

Creo que hay una labor de traducción que hacer con relación a las propuestas técnicas y difíciles. Un mecanismo es la creación de espacios de intercambio, opinión, diálogo, contrastación de posiciones. La luz aparece cuando dos ideas son contrapuestas, comparadas y discutidas. No basta con que yo presente un plan de gobierno y el otro presente otro, lo interesante es que se produzca un dialogo y debate. Ese es el sentido de los debates que hemos promovido, que la gente escuche lo que se plantea y cómo se va hacer, además de que los demás puedan rebatir para conocer si el planteamiento es real y si es posible realizarlo.

¿Cree que gracias al último debate el elector está más familiarizado con las propuestas?

Creo que ha habido de todo en los debates: información, ataques, pullas, preguntas. Básicamente es el elector el que puede hacerse una idea y tomar una decisión. Es importante que la gente vea el temperamento de los candidatos y candidatas y se hagan un juicio acerca de si están o no preparados para gobernar, si tienen integridad moral, si tiene trayectoria, y a partir de ese juicio que voten.  En ese sentido sí ha contribuido a un mejor conocimiento.

Por supuesto, hubiéramos querido una mayor propuesta de ideas, discusión concreta de ideas y propuestas y que tal vez se deje de lado algunas cosas de carácter más subjetivo; pero igual estamos contentos con que se hayan realizado y que hayan sido un espacio para que los ciudadanos conozcan a sus candidatos.

¿Qué nos espera en las elecciones presidenciales?

Si duda las elecciones municipales son una antesala de la elección nacional y ciertamente  nos sirven para aprender qué cosas hacer, qué cosas no hacer y nos alerta sobre qué cosas que están preocupantemente mal diseñadas, como los plazos, que son muy estrechos. Habrá que tomar las medidas y previsiones para que eso no signifique un problema.

¿Los medios continuarán centrándose en quién dijo qué, quién bailó, cantó o sobre los comentarios fuera de lugar?

La realidad no cambia de un día para el otro. Los medios que tenemos son los medios que tenemos. Probablemente en ese sentido la cobertura de la próxima campaña electoral, si es tan encarnizada como ahora,  continúe con un panorama como el que estamos viendo.

Entrevista: Gladys Pereyra.  Vídeo: Marco R. Colombier.

Anuncios